• OTRAS OPCIONES
  • ● Eliminar Lecturas
  • ● Ultima Lectura
  • ● Ayuda
  • PUNTO A GUARDAR



  • Tipea en el recuadro blanco alguna referencia, o, déjalo en blanco y da click en "Referencia"
  • TODAS LAS REVISTAS
  • Todas Las Revistas Diners
  • Todas Las Revistas Selecciones
  • CATEGORIAS
  • Libros
  • Libros-Relatos Cortos
  • Arte-Graficos
  • Bellezas Del Cine Y Television
  • Biografias
  • Chistes
  • Consejos Sanos
  • Cuidando Y Encaminando A Los Hijos
  • Datos Interesantes
  • Paisajes Y Temas Varios
  • La Relacion De Pareja
  • La Tia Eulogia
  • La Vida Se Ha Convertido En Un Lucro
  • Mensajes Para Reflexionar
  • Personajes Disney
  • Salud Y Prevencion
  • Sucesos-Proezas
  • Temas Varios
  • Tu Relacion Contigo Mismo Y El Mundo
  • Un Mundo Inseguro
  • REVISTAS DINERS
  • Diners-Agosto 1989
  • Diners-Mayo 1993
  • Diners-Septiembre 1993
  • Diners-Noviembre 1993
  • Diners-Diciembre 1993
  • Diners-Abril 1994
  • Diners-Mayo 1994
  • Diners-Junio 1994
  • Diners-Julio 1994
  • Diners-Octubre 1994
  • Diners-Enero 1995
  • Diners-Marzo 1995
  • Diners-Junio 1995
  • Diners-Septiembre 1995
  • Diners-Febrero 1996
  • Diners-Julio 1996
  • Diners-Septiembre 1996
  • Diners-Febrero 1998
  • Diners-Abril 1998
  • Diners-Mayo 1998
  • Diners-Octubre 1998
  • Diners-Temas Rescatados
  • REVISTAS SELECCIONES
  • Selecciones-Enero 1965
  • Selecciones-Julio 1968
  • Selecciones-Abril 1969
  • Selecciones-Febrero 1970
  • Selecciones-Marzo 1970
  • Selecciones-Mayo 1970
  • Selecciones-Marzo 1972
  • Selecciones-Julio 1973
  • Selecciones-Diciembre 1973
  • Selecciones-Enero 1974
  • Selecciones-Marzo 1974
  • Selecciones-Marzo 1976
  • Selecciones-Noviembre 1976
  • Selecciones-Enero 1977
  • Selecciones-Septiembre 1977
  • Selecciones-Enero 1978
  • Selecciones-Diciembre 1978
  • Selecciones-Enero 1979
  • Selecciones-Marzo 1979
  • Selecciones-Julio 1979
  • Selecciones-Agosto 1979
  • Selecciones-Abril 1980
  • Selecciones-Agosto 1980
  • Selecciones-Septiembre 1980
  • Selecciones-Septiembre 1981
  • Selecciones-Abril 1982
  • Selecciones-Mayo 1983
  • Selecciones-Julio 1984
  • Selecciones-Junio 1985
  • Selecciones-Septiembre 1987
  • Selecciones-Abril 1988
  • Selecciones-Febrero 1989
  • Selecciones-Abril 1989
  • Selecciones-Marzo 1990
  • Selecciones-Abril 1991
  • Selecciones-Mayo 1991
  • Selecciones-Octubre 1991
  • Selecciones-Diciembre 1991
  • Selecciones-Febrero 1992
  • Selecciones-Junio 1992
  • Selecciones-Septiembre 1992
  • Selecciones-Febrero 1994
  • Selecciones-Mayo 1994
  • Selecciones-Abril 1995
  • Selecciones-Mayo 1995
  • Selecciones-Septiembre 1995
  • Selecciones-Junio 1996
  • Selecciones-Mayo 1997
  • Selecciones-Enero 1998
  • Selecciones-Febrero 1998
  • Selecciones-Julio 1999
  • Selecciones-Diciembre 1999
  • Selecciones-Febrero 2000
  • Selecciones-Diciembre 2001
  • Selecciones-Febrero 2002
  • Selecciones-Mayo 2005
  • CATEGORIAS
  • Arte-Gráficos
  • Bellezas
  • Biografías
  • Chistes que llegan a mi Email
  • Consejos Sanos para el Alma
  • Cuidando y Encaminando a los Hijos
  • Datos Interesantes
  • Fotos: Paisajes y Temas varios
  • La Relación de Pareja
  • La Tía Eulogia
  • La Vida se ha convertido en un Lucro
  • Mensajes para Reflexionar
  • Personajes Disney
  • Salud y Prevención
  • Sucesos y Proezas que conmueven
  • Temas Varios
  • Tu Relación Contigo mismo y el Mundo
  • Un Mundo Inseguro
  • TODAS LAS REVISTAS
  • Selecciones
  • Diners
  • REVISTAS DINERS
  • Diners-Agosto 1989
  • Diners-Mayo 1993
  • Diners-Septiembre 1993
  • Diners-Noviembre 1993
  • Diners-Diciembre 1993
  • Diners-Abril 1994
  • Diners-Mayo 1994
  • Diners-Junio 1994
  • Diners-Julio 1994
  • Diners-Octubre 1994
  • Diners-Enero 1995
  • Diners-Marzo 1995
  • Diners-Junio 1995
  • Diners-Septiembre 1995
  • Diners-Febrero 1996
  • Diners-Julio 1996
  • Diners-Septiembre 1996
  • Diners-Febrero 1998
  • Diners-Abril 1998
  • Diners-Mayo 1998
  • Diners-Octubre 1998
  • Diners-Temas Rescatados
  • REVISTAS SELECCIONES
  • Selecciones-Enero 1965
  • Selecciones-Julio 1968
  • Selecciones-Abril 1969
  • Selecciones-Febrero 1970
  • Selecciones-Marzo 1970
  • Selecciones-Mayo 1970
  • Selecciones-Marzo 1972
  • Selecciones-Julio 1973
  • Selecciones-Diciembre 1973
  • Selecciones-Enero 1974
  • Selecciones-Marzo 1974
  • Selecciones-Marzo 1976
  • Selecciones-Noviembre 1976
  • Selecciones-Enero 1977
  • Selecciones-Septiembre 1977
  • Selecciones-Enero 1978
  • Selecciones-Diciembre 1978
  • Selecciones-Enero 1979
  • Selecciones-Marzo 1979
  • Selecciones-Julio 1979
  • Selecciones-Agosto 1979
  • Selecciones-Abril 1980
  • Selecciones-Agosto 1980
  • Selecciones-Septiembre 1980
  • Selecciones-Septiembre 1981
  • Selecciones-Abril 1982
  • Selecciones-Mayo 1983
  • Selecciones-Julio 1984
  • Selecciones-Junio 1985
  • Selecciones-Septiembre 1987
  • Selecciones-Abril 1988
  • Selecciones-Febrero 1989
  • Selecciones-Abril 1989
  • Selecciones-Marzo 1990
  • Selecciones-Abril 1991
  • Selecciones-Mayo 1991
  • Selecciones-Octubre 1991
  • Selecciones-Diciembre 1991
  • Selecciones-Febrero 1992
  • Selecciones-Junio 1992
  • Selecciones-Septiembre 1992
  • Selecciones-Febrero 1994
  • Selecciones-Mayo 1994
  • Selecciones-Abril 1995
  • Selecciones-Mayo 1995
  • Selecciones-Septiembre 1995
  • Selecciones-Junio 1996
  • Selecciones-Mayo 1997
  • Selecciones-Enero 1998
  • Selecciones-Febrero 1998
  • Selecciones-Julio 1999
  • Selecciones-Diciembre 1999
  • Selecciones-Febrero 2000
  • Selecciones-Diciembre 2001
  • Selecciones-Febrero 2002
  • Selecciones-Mayo 2005
  • Para guardar la imagen elige dónde vas a guardarla y seguido da click en la o las imágenes deseadas.
    Para dar Zoom o Fijar la imagen sigue el mismo procedimiento.
    -----------------------------------------------------------
    Slide 1     Slide 2     Slide 3










    Header

    -----------------------------------------------------------
    Dar Zoom a la Imagen
    Fijar la Imagen de Fondo
    No fijar la Imagen de Fondo
    -----------------------------------------------------------
    Colocar imagen en Header
    No colocar imagen en Header
    Mover imagen del Header
    Ocultar Mover imagen del Header
    Ver Banco de Imágenes del Header

    Imágenes para el Header o Cabecera
    Slides
    P
    S1
    S2
    S3
    B1
    B2
    B3
    B4
    B5
    B6
    B7
    B8
    B9
    B10
    H
    Controles Desactivar Slide


    T E M A S








































































































    FUNCIONAMIENTO DEL BLOG


    Esta ayuda te permitirá aprovechar las características del Blog.

    Veamos lo que hace cada ícono del MENU; el cual dispone de 22:

    Este ícono aparece en todo el blog y te permite visualizar las siguientes opciones:

    Guardar Lectura: permite guardar la publicación en la que estás, para ser cargada posteriormente. Opción sólo en las publicaciónes.
    Al aplicar esta opción aparece en el MENU el ícono , el cual indica que hay una publicación guardada. Es visible en todo el blog y al dar click en el mismo una ventana se abre mostrando el o los temas guardados. Das click en un tema y te vas a esa publicación.
    Cuando guardas la publicación, también se guarda la pantalla donde se encuentra el párrafo o la línea que suspendes la lectura. Para que ese párrafo o línea aparezca en el tope de la pantalla, antes de guardar, debes colocarlo en el tope de la pantalla.

    Eliminar Lecturas: permite eliminar el registro de las publicaciones guardadas.
    Al aplicar esta opción y al aceptar, se eliminaran todas las publicaciones guardadas.

    Eliminar por Lectura: puedes eliminar del registro de publicaciones guardadas por selección. Cuando presionas esta opción, según la velocidad de proceso de tu celular o tablet, toma unos segundos en aparecer la ventana con la lista de publicaciones guardadas.
    Esta opción sólo aparecerá si tienes como mínimo 2 publicaciones guardadas.
    Para eliminar una publicación guardada, simplemente selecciona la que desees eliminar.
    Cuando eliminas una publicación guardada y queda solo una, la ventana de esta opción se cierra y la misma desaparece.

    Guardar Punto: permite guardar un punto específico de la actual lectura. Puedes guardar cuántos puntos desees. Con esta opción puedes crear un índice de la lectura, o marcar la posición de uno o varios párrafos importantes. Cada publicación es independiente. Opción sólo para las publicaciones.
    Al dar click en esta opción se abre una ventana, en la misma hay un recuadro en blanco, el cual sirve para colocar una referencia del párrafo o línea que dejas marcada su posición. Si no colocas una referencia, automáticamente ese punto toma el nombre de "Punto guardado 1", donde 1 es el número del punto que se ha guardado. Si has guardado 5 puntos y el sexto no le pones referencia, tomaría el nombre de "Punto guardado 6".
    Para que el punto se guarde con o sin referencia, debes dar click en "Referencia" que se encuentra debajo del recuadro en blanco.
    Cuando aplicas esta opción aparece en el MENU el ícono . Al dar click en el mismo se abre una ventana con el o los puntos guardados. Das click en cualquiera y te desplazas a ese punto de la publicación. Aparece sólo en las pubicaciones que tienen al menos un punto guardado.

    Borrar Punto(s): permite eliminar el o los puntos guardados. Esta opción aparece cuando has guardado al menos un punto. Opción sólo en las publicaciones.
    Cuando aplicas esta opción y aceptas, se borrarán todos los puntos que has guardado en esa publicación.

    Ultima Lectura: puedes acceder a la última publicación leída. Si entras a otra publicación se guardará en la que estás. Sirve para cuando estás en cualquier parte del blog menos en una publicación.
    Para que la publicación se guarde automáticamente debes haberte desplazado hacia abajo al menos una línea.
    Si al seleccionar esta opción nada ocurre, es porque no has revisado o leído publicación alguna.

    Ocultar TEMAS: permite ocultar el recuadro rectangular, donde dice TEMAS, que se encuentra a mano izquierda de la publicación. Esta opción no está disponible en la página de Inicio ni en las Categorías que seleccionas desde el Menú.
    Cuando das click en esa opción, una ventana se abre con "Otros temas" que te ofrece el blog. Si te desplazas hasta el final de esa ventana, verás dos rectángulos reducidos en su longitud. El primero permite avanzar o retroceder ese grupo de publicaciones. El segundo permite ver los temas desde el último publicado, también verlos de forma aleatoria y ver más temas correspondientes a la categoría de la publicación actual. Cuando entras a una de las listas o por medio de la CATEGORIA que se encuentra en la parte última de la publicación, la opción de "Actual Categoría" no está disponible.

    Mostrar TEMAS: aparece sólo cuando has aplicado "Ocultar TEMAS", y permite mostrar el recuadro rectangular que dice TEMAS, y que se encuentra a mano izquierda de la publicación.

    Mostrar Barra Inferior: esta opción aparece sólo en las publicaciones y permite mostrar una barra inferior con la paginación. Al hacer esto, en la parte última de la publicación desaparece la paginación.

    Ocultar Barra Inferior: esta opción aparece sólo en las publicaciones y si has aplicado "Mostrar Barra Inferior". Permite ocultar la barra de paginación y la muestra al final de la publicación.

    Ocultar Menú y BI: esta opción aparece sólo en las publicaciones y permite ocultar el Menú y la Barra Inferior (si la tienes activa). Cuando aplicas esta opción aparece en la parte superior izquierda un punto negro, el mismo permite restaurar el Menú y la Barra Inferior.

    Mostrar Tema: puedes ocultar las opciones del MENU y ver el tema de la publicación. Esta opción aparece sólo en las publicaciones.

    Ver Imagen Principal. permite ver la imagen de la publicación. Esta opción también la encuentras en la parte derecha superior de la publicación y aparece sólo en las publicaciones.

    Ayuda: permite ver esta Ayuda para conocer el funcionamiento del Blog.


    Este ícono aparece en todo el Blog, y te permite ver los temas de cualquier categoría con una introducción de las mismas. Su presentación es en orden de publicación de la categoría.
    Si has entrado a alguna CATEGORIA y seleccionas otra, la carga es directa, por lo que no hay refresco de pantalla.
    Si estás revisando alguna categoría en particular, cuando regreses al Blog y revises la misma categoría, comenzarás desde la última revisión hecha; y no desde el comienzo. Lo mismo es para cualquier cantidad de categorías que revises, cada una es independiente.


    Permite ver las siguientes listas de todas las publicaciones realizadas:
    Por Categoría (lista alfabética por Categoría)
    Libros (lista alfabética de todos los libros)
    Relatos (lista alfabética de todos los Relatos)
    Por Autor (lista alfabética por autor de los Libros y Relatos)
    Alfabético de Todo (lista alfabética de todo lo publicado en el Blog)


    En la lista 'Por Categoría' no está incluido Libros y Relatos. Cuando accedes con esta opción, en pantalla aparecen todas las categorías en orden alfabético por categoría y aparece el ícono , en el MENU, el cual te da la opción de seleccionar la categoría a ver con los temas que dispone. No hay refresco de pantalla, es directo.
    Dando click en el tema te vas a la publicación, y dando click en '+' te da una introducción del mismo. Si estás en la introducción puedes ir directamente a la publicación completa dando click en el tema, en la imagen o en '...más'.
    Las listas "Por Autor" y "Alfabético de todo", según la fuerza del wifi, se vuelven un poco lentas al cargar, debes tener paciencia.


    Permite ver las lista de las publicaciones guardadas. Tocas el tema y se va a la publicación.


    Este ícono aparece sólo en las publicaciones y permite ver la lista de los puntos guardados en esa publicación. Si no has guardado al menos un punto, el ícono no aparece.


    Este ícono aparece solo en las publicaciones y permite ver las siguientes opciones que son para desplazamiento automático de la misma:

    Permite activar el desplazamiento automático y aparecen las siguientes opciones:

    Detiene el desplazamiento automático.

    Opción uno para aumentar la velocidad del desplazamiento.

    Opción dos para aumentar la velocidad del desplazamiento.

    Opción tres para aumentar la velocidad del desplazamiento.

    Para regresar a la velocidad estándar, presiona la opción para detener el desplazamiento y luego la de activar el desplazamiento.

    Cuando activas esta opción, el rectángulo de TEMAS, que se encuentra a mano izquierda, y la BARRA DE PAGINACION desaparecen, permitiendo leer con tranquilidad. Cuando presionas el botón de detener el desplazamiento el rectángulo y la barra aparecen nuevamente.


    Este ícono aparece solo en las publicaciones y te permite visualizar las siguientes opciones:

    Alinear el texto: izquierda, centrarlo o justificarlo.

    Aumentar o reducir el espacio entre las líneas.

    Cambiar el tamaño del texto. Si cambias en la publicación no afecta a la página de INICIO, y viceversa.

    Cambiar el color del texto.

    Cambiar el color del fondo del texto.

    Reducir el tamaño de las imágenes.


    Regresa al MENU principal.

    Aparece sólo en la página de INICIO y permite cambiar la presentación de las miniaturas.

    Te lleva a la página de INICIO.


    OTRAS CARACTERISTICAS

    ● Cuando entras a una publicación, automáticamente se guarda el punto en que suspendiste la lectura. Esta opción es diferente a la que se describe en el siguiente ítem. Si navegas por la publicación se guardará el punto en que te quedas de la misma.

    ● Cuando guardas una publicación se guarda también el punto en que suspendiste la lectura. Es independiente a la opción del ítem de arriba. Con este método sí puedes navegar por la publicación. Para que el punto de retorno funcione, debes cargar la publicación desde la opción que aparece en el MENU en PUBLICACIONES GUARDADAS.

    ● Tienes dos formas de ver las CATEGORIAS del Blog: la primera es la indicada anteriormente, que se encuentra en el MENU con el ícono ; y la segunda es dando click en la categoría que se encuentra en la parte última de la publicación. Este último método sólo te permite ver la categoría de esa publicación.


    OBSERVACIONES

    ● Las LISTAS en texto se actualizan cada dos o tres mes, o a su defecto, cada 100 publicaciones.
    ● Esta versión no dispone de todas las opciones disponibles para PC.

    LA NOCHE DE LA RATA

    Publicado el martes, octubre 18, 2016

    De cómo un ama de casa francesa aprendió la importancia de conocer a la persona indicada.


    Por Betty Werther.


    MI MARIDO es periodista, y cada vez que sale de viaje ocurre en casa alguna calamidad. En 1972 cuando fue a Bruselas, cayó un gorrión en el calentador del agua. En otra ocasión, durante la semana que estuvo en Grecia, se estropeó el teléfono. Y en abril de 1973, también en su ausencia, el cachorrito de mi hijo destrozó a mordiscos media manga del abrigo de pieles de una importante editora a la que había yo invitado a tomar el té repetidas veces, sin éxito hasta aquella tarde.

    En general, soy perfectamente capaz de salir avante en las diarias tribulaciones de la vida doméstica, pero estas calamidades especiales me sacan de quicio. Así que, cada vez que mi marido regresa de alguno de sus viajes, invariablemente le doy la bienvenida con estas palabras:

    —Maurice, ¡tienes que hacer algo! ¡Por favor!
    —Pero, querida —replica él, con una cachaza fruto de su inquebrantable fe en la superioridad de la lógica masculina—, no hay razón para agitarse tanto. Al fin y al cabo, alrededor de nosotros hay miles de personas cuyo trabajo consiste en sacarnos de esos apuros. Basta dar con la persona indicada en cada situación, y eso es fácil.

    Y a continuación, pasada una media hora, se presenta Maurice muy orondo con la persona idónea, a la que ya ha contratado para que haga lo que sea menester.

    Debo reconocer que mi yo se traumatiza con cada uno de estos incidentes. Al punto de que el retorno de mi esposo me angustiaba tanto como su partida... Es decir, tal fue el caso hasta que al fin llegó mi desquite.

    Maurice había salido en un viaje de 24 horas, y yo decidí acostarme temprano. Sería quizá medianoche cuando me despertó un ruido persistente, aunque indefinible, que venía, por lo visto, de algún rincón de la alcoba.

    Busqué la lámpara a tientas y la encendí, pero en cuanto lo hice los ruidos cesaron. Apagué nuevamente la luz y traté de volver a conciliar el sueño. Acababa de cerrar los ojos cuando empezó de nuevo el ruidito. Esta vez salté de la cama y encendí todas las luces de la habitación. Estaba segura de que el ruido procedía de detrás de una cortina, así que, conteniendo la respiración, la descorrí.

    Petrificada de miedo, vi una rata gris y gorda que pasó como una flecha junto a mí para refugiarse tras un gran tiesto de filodendros, en la esquina opuesta. El animal me pareció tan grande como un gato muy desarrollado.

    ¿Qué hacer? Mi primer pensamiento fue ir a ver si todavía estaba despierto el conserje o algún vecino. Pero por la ventana pude ver que no había ni el menor indicio de luz, y no quise despertar a nadie a esa hora. ¡No, señor! "Al fin y al cabo", me dije, con triste determinación, "el problema es mío..."

    ¡Sabe Dios cómo se habría colado la rata! Pero lo que me interesaba en ese momento era persuadir al animal, amable pero firmemente, de que se saliera por la puerta principal. Así pues, dejé la puerta de la alcoba de par en par, me armé de una escoba y hurgué suavemente detrás del tiesto.

    ¡Zum! Un relámpago gris cruzó la habitación como un bólido y se refugió debajo de la cama. No está mal, pensé. Va por buen camino: tomó la dirección adecuada. Hurgué con la escoha debajo de la cama. Esta vez, como obediente bola de billar, la rata fue a esconderse debajo de la cómoda, precisamente junto a la puerta de la habitación que da al corredor principal. Otro escobazo, y todo terminaría.

    ¡Vana ilusión! Lejos de elegir el camino de la libertad, la rata dio un viraje forzadísimo, se coló por detrás de la puerta y se encaramó en el radiador, desde donde me miraba con ojos de terror. Habíamos llegado a un callejón sin salida.

    Me disponía a organizar un estado de sitio que seguramente duraría toda la noche, cuando se me ocurrió que quizá Maurice tuviera razón; había que buscar un especialista, "la persona cuyo trabajo consiste en sacarnos de esos apuros". En aquel trance pensé que habría algún servicio público idóneo.

    Con un ojo en la rata y otro en la guía telefónica, busqué el número del "fumigador municipal" y el de "sanidad pública". Como temía, en ningún caso obtuve respuesta. Luego marqué el 17, de Police secours (policía auxiliar), uno de los números para casos de urgencia que están pegados en todos los teléfonos franceses. Me contestó una voz muy malhumorada, y pregunté:

    —Perdone, oficial, ¿tienen ustedes alguna persona que pueda hacerse cargo de una rata?
    —¿De una qué?
    —De una rata.
    —¿Qué broma es esta, señora? ¿Cree usted que no tenemos nada que hacer?
    —¡Por favor, oficial —insistí—, necesito ayuda! Estoy sola.
    —¡Ah! —el tono de la voz cambió— ¿Quiere decir que su marido está ausente y le gustaría tener quien la acompañe?

    En ese punto me subió la tensión arterial y colgué el auricular. A continuación llamé a "SOS", empresa particular que presta virtualmente cualquier servicio. Un individuo de voz fría, profesional, me dijo que podía enviarme a alguien, pero que me costaría un mínimo de 42,80 francos, más 13,69 por cada cuarto de hora en que se trabajara para exterminar la rata. Respondí que lo pensaría. Y casi en el instante en que me disponía a colgar, el telefonista de "SOS" me preguntó si no se me había ocurrido llamar a los bomberos.

    ¡Los bomberos! ¡Gatos en los árboles, cabezas de niños pilladas entre barrotes...! ¡Brillante idea! Y dicho y hecho; un complaciente bombero me dijo, en respuesta a mi súplica, que enviaría un escuadrón al instante

    Pasados diez minutos se presentaron tres soñolientos jóvenes con casco y botas de caucho que entraron pesadamente en el apartamento. Había yo señalado el lugar donde la rata estaba agazapada, cuando el jefe del grupo miró detrás de la puerta. Y como si esperara descubrir cualquier cosa, menos la peluda criatura que temblaba de miedo en el radiador, pegó un tremendo salto, a la vez que gritaba: "¡Una rata! ¡Una rata!"

    Ahora puedo decir que, al menos una vez en la vida, vi volar una rata. Después de planear con gran estilo, aterrizó en el centro de la habitación, corrió en distintas direcciones y, por último, se esfumó. Los bomberos me hicieron firmar uña constancia de que habían cumplido su misión y se marcharon.

    Tranquilizada a medias, preparé una bolsa de agua caliente, me metí de nuevo en la cama y apagué la luz... Sí; el lector ha adivinado: cinco minutos después oí el familiar ruido.

    Ya no pude soportarlo más. Volví a encender la luz y vi que la rata se ocultaba detrás de un panorama abstracto de Venecia apoyado en la pared. En ese momento me abandonó la serenidad. Me quedé totalmente inmóvil un instante, y luego, presa de rabiosa desesperación, empecé a gritar: Au secours, au secours! Je n'en peux plus! ("¡Auxilio, auxilio! ¡No puedo más!")

    Segundos después oí voces en el descanso de la escalera. Volé a la puerta y la abrí en el momento en que mis vecinos y el conserje se aprestaban a rescatar a la víctima de algún nefando asesino. Y en ese preciso instante la rata, cansada de ver el revés de Venecia, empezó a correr como loca por el apartamento. Todos empuñamos algo, como una escoba, un cepillo, el atizador de la chimenea, y corrimos tras el roedor. El conserje y un vecino acorralaron al animal en el comedor y cerraron la puerta de golpe. Yo me quedé afuera, y me resigné a oír cómo raspaban los muebles y rompían la vajilla; por último, se escuchó un monumental escobazo.

    —¡Le dimos, le dimos! —gritó el conserje, jubiloso.

    Aquella noche, cuando mi marido regresó, no dije ni una palabra. Después de cenar, mientras servía el café en la sala, comenté con estudiada indiferencia:

    —¿Sabes qué sucedió anoche, Maurice?
    —¿Qué? —y la mirada de lógica masculina empezó a brillar.
    —Una rata se metió en la habitación.
    —¡Una rata! ¿Y qué hiciste?
    —Nada en especial; me limité a llamar a unas personas que se encargaron de ella.